En declaraciones desconcertantes, para Macri más que cualquiera, María Eugenia Vidal salió a menoscabar la importancia de las elecciones de este año.

Contradijo así a su jefe político que pocas horas antes sostuvo que “pondría el cuerpo a las elecciones” porque, como todos sabemos, él no es De La Rúa.

“No creo que sea el fin del mundo perder una elección”

La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, aseveró que “no cree” que perder una elección sea “el fin del mundo”.

“No creo que sea el fin del mundo perder una elección, ni que si el oficialismo no gana las elecciones intermedias se pone en juego la gobernabilidad”, sostuvo, aunque reconoció que “es importante porque te da más respaldo. El voto favorable nos ayuda a saber que quieren seguir por acá”.

“No pienso perder un año de gestión por hacer campaña”, reafirmó.

En una entrevista con radio Mitre, estimó que cuando visite un municipio “a la actividad institucional” le sumará un acto de campaña y dijo que la alianza con la UCR en el marco de Cambiemos hace que ese espacio no sea “una coalición electoral” sino “una coalición de gobierno”.

La mandataria provincial apoyó la decisión del gobierno nacional de no tener “injerencia” en la discusión de las provincias de sus paritarias docentes al afirmar que los sueldos “los pagan los gobernadores”.

Agregó que las negociaciones se enmarcarán en los acuerdos que establecieron que ninguna provincia pueda dar aumentos inferiores al 20 por ciento, por encima del salario mínimo vital y móvil.

La gobernadora fue taxativa a la hora de rechazar la posibilidad de desdoblar una elección para minimizar impactos electorales negativos de políticas nacionales como el aumento de tarifas, a las que consideró un “sinceramiento necesario para tener inversiones”.

“Hubo infinidad menos de cortes, y consumo menor. El objetivo de aumentar la tarifa no es recaudar más, es ahorrar energía. Nos decían que la electricidad era casi gratuita y tenías cuatro días sin luz”, subrayó. 

Luego de destacar que “hay tarifa social para el 35 por ciento de los usuarios que pagan menos de 100 pesos por mes”, Vidal reiteró los conceptos de esfuerzo colectivo para conseguir mayores inversiones y más trabajo. 

Sobre el empleo, la mandataria bonaerense dijo que su meta es llegar a que la obra pública provincial tenga una ejecución del 100 por ciento para este año, redundando en nuevos puestos de trabajo.

A diferencia de lo que debió enfrentar en 2016, Vidal ponderó que se hayan bajado los plazos para el inicio de obras: “El esquema administrativo de la provincia tiene un retraso de 30 años. Cuando llegamos, lanzar una obra hídrica importante llevaba un año y medio, hoy 8 meses, que es una barbaridad y que hay que reducir aún más”.

Sobre la asignación de obras, desmintió que vaya a haber discrecionalidades según el signo que gobierna cada municipio y dijo que el fondo a distribuir es “equitativo” y que en las obras que dependen de la provincia “nos fijamos en que se hagan en tiempo y forma, no por dónde pasan”.

También se refirió a la polémica por sus vacaciones en México durante las inundaciones en la localidad de La Emilia, defendió el trabajo de su equipo de gobierno, destacó la labor del vicegobernador, Daniel Salvador, y aclaró que “se hizo todo lo que había que hacer”.

“Es la primera situación de emergencia en la que no estoy. Estuve hablando con el equipo, con el gobierno nacional. El equipo tiene que poder trabajar sin mí. Si la gente hubiera recibido menos porque yo no estaba, ahí si teníamos un problema”, añadió.

Consultada por las paritarias docentes, dijo estar de acuerdo con la cancelación de la que se realizaba nivel nacional ya que los sueldos “los pagan los gobernadores” y se mostró a favor de la utilización de cláusulas “gatillo” por inflación.

Al respecto anunció que se apartaron de la Policía a 3358 efectivos y anticipó que “el mes que viene van a ser más, no es una purga, es una política. Todos los días empiezan nuevas investigaciones. En 2015 hubo 25 denuncias por enriquecimiento hoy hay 600. Hay denuncias penales y aportamos pruebas de lavado”.

Vidal criticó además la liberación de los ocho policías bonaerenses acusados en la causa por el hallazgo de sobres con dinero presuntamente proveniente de coimas en la Jefatura Departamental de La Plata, al considerar que es “un mensaje desalentador para la sociedad”, que le hace sentir “vergüenza” como ciudadana. 

Afirmó que no comparte la opinión del director de la Aduana, Juan José Gómez Centurión, respecto de la última dictadura militar, ante lo cual resaltó que en ese período “hubo un plan sistemático” y que es “un tema judicialmente saldado”. “Es la opinión de Gómez Centurión. Nosotros no la compartimos”, sostuvo.

Señaló que le “consta que el Presidente (Mauricio Macri) le pidió que solicitara disculpas, que fue lo que hizo”.

“Es un tema judicialmente saldado: hubo un plan sistemático y ni el Gobierno nacional, ni nosotros compartimos lo que dijo”, concluyó.

Fuente: ambito.com. Link. Foto: ambito.com.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.