La tragedia de Once de febrero de 2012 impactó al conjunto del país. Desde los medios hegemónicos intentaron desde entonces responsabilizar al gobierno nacional luego que ellos mismos fueran promotores de la desinversión y privatización ferroviaria.

Actualmente ese hecho está siendo juzgado en juicio oral por el Tribunal Oral en lo Criminal Federal 2. El motorman, Marcos Córdoba está imputado en el juicio.

La información sobre el juicio:

http://www.cij.gov.ar/nota-16330-Se-lleva-a-cabo-una-nueva-audiencia-en-el-juicio-oral-por-la-tragedia-de-Once.html

El video de la tragedia (¿o el sabotaje?) de Once. Vos miralo

El video corrobora que el maquinista no frenó y los peritajes corroboraron que los frenos funcionaban correctamente.

Otros hechos le siguieron.

En junio de 2013, un accidente en Castelar dejó 3 muertos y más de 300 heridos. La querella sostuvo en juicio el pedido de prisión de 10 a 25 años del motorman ya que considera probado que “no sólo sabía lo que tenía que hacer y no lo hizo, sino que lo que hizo lo hizo con intención”. En juicio se demostró que el conductor intentó escapar corriendo. La querella pidió que se investigue a Omar Maturano, secretario general de La Fraternidad, a los delegados de esta entidad y de la Unión Ferroviaria por la responsabilidad que pudieran tener en este hecho. Específicamente, Gregorio Dalbón, abogado querellante precisó los cargos de “asociación ilícita” y “homicidio simple” para esos sindicalistas.

http://www.telam.com.ar/notas/201504/102168-tragedia-tren-castelar.html

En octubre de 2013 otro accidente en el Sarmiento, mismo tren del evento de Once, terminó con el conductor, Julio Benitez, detenido por ser considerado responsable del hecho.

http://www.infobae.com/2013/10/19/1517276-otro-accidente-el-sarmiento-choco-un-tren-la-estacion-once

A estos antecedentes se suma un nuevo hecho. Afortunadamente este último sólo con heridos leves.

En cada uno de estos hechos se comprobó, por lo menos, negligencia del conductor de la formación. Resulta aterrador pensar que estos hechos puedan estar motivados en intencionalidad política pero la suma de los datos es contundente.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.